27 de setembre

Pablo Jiménez: “Pedimos abrir de forma inmediata una investigación independiente para esclarecer lo sucedido en la valla de Melilla”

El diputado de Unidas Podemos en el Parlament, Pablo Jiménez, ha afirmado este martes durante la sesión plenaria que “desde Unidas Podemos pedimos abrir de forma inmediata una investigación independiente para esclarecer lo sucedido en la valla de Melilla. Hace falta cambiar nuestra versión del mundo y modificar las políticas de inmigración y acogida. No podemos utilizar polícias de control en las fronteras que vulneren los derechos humanos“.

El Parlament ha aprobado este martes una iniciativa de condena a los hechos sucedidos en Melilla, en la que murieron 37 personas. Pablo Jiménez ha comentado en ese aspecto que “los hechos ocurridos el 24 de junio en la frontera sureuropea forman parte de otros muchos que suceden cada cierto tiempo en la tumba marina del Mediterráneo. La masacre de Melilla se suma así, con sus 37 muertos, a los miles que han sucumbido intentando atravesar fronteras, intentando cruzar mares por cualquier medio, utilizando cualquier vía que les permita buscar una vida mejor fuera de los países en los que viven”.

“Tanta muerte anónima en una valla, tanta muerte anónima sumergida en una mar controlada por el Frontex, (Agencia Europea de la Guardia de Fronteras y Costas), creada, según indica ella misma, para ayudar a los Estados miembros de la Unión Europea y a los países asociados a Schengen a proteger las fronteras exteriores del espacio de libre circulación. Pero en realidad, esta agencia es, en palabras de mi antigua compañera eurodiputada de Izquierda Unida Marina Albiol, “un cuerpo paramilitar, el brazo armado de la Comisión Europea para que nadie ponga un pie en Europa”. Porque este es el objetivo del Norte, ese norte del capital, ese norte que ha explotado y colonizado sin piedad durante siglos al continente africano“, ha apuntado Pablo Jiménez, quien ha añadido que “el norte no quiere que nadie venga aquí, pero eso sí, seguiremos explotando sus materias primas, sus recursos y lo haremos controlando los gobiernos de esos países al otro lado del mar, con mandatarios corruptos que persiguen a su propio pueblo con represiones sistemáticas y condenándolos al hambre“.

En ese sentido el diputado ha afirmado que “cuando consideremos a los subsaharianos como ucranianos tal vez entonces empecemos a entender lo que pasa en el Sur. Las causas que están detrás de los fenómenos migratorios están claras y se mantendrán mientras no cambiemos nuestra visión de lo que sucede“. Por otro lado, ha apuntado como “totalmente desafortunadas algunas declaraciones de miembros del Estado central sobre las muertes de Melilla, y el cambio de la política tradicional de España hacia el Sáhara no servirá para parar los flujos migratorios que vienen del sur. Es un grave error que nos distancia del pueblo saharaui y nos enemista con Argelia”.

Para Pablo Jiménez, la solución “es trabajar las causas, mejorar la cooperación de igual a igual con los países del sur, sin imponer condiciones, y colaborar sin paternalismos ni interferencias en los cambios democráticos que los países del sur, si así lo demandan, crean necesarios para ser realimente soberanos en la toma de decisiones. Y por supuesto, cumplir los tratados que Espanya ha firmado, la Carta de Derechos Fundamentales y cumplir la ley de asilo y la Convención de Ginebra de 1951 de personas refugiadas”.